LA MARAVILLA DE LAS CATARATAS DEL IGUAZÚ

CATARATAS DEL IGUAZÚ, ARGENTINA. Cuando piensas en “Maravillas del mundo”. Imaginas lugares asombrosos llenos de magia y aventura. Esa es la descripción exacta para la Cataratas del Iguazú, una de las 7 maravillas naturales del mundo. Este reconocimiento que se llevó a cabo el 11 de Noviembre del 2011, no es más que la confirmación de la acertada elección de reconocer a esta majestuosidad como una gran alternativa.

Argentina y Brasil son los dos países que albergan a esta maravilla que día a día recibe a millones de visitantes. En esta crónica conoceremos el origen del nombre Iguazú, los dos lados de las cataras y finalmente reconoceremos cuál es el país que tiene la mejor vista de este prodigio de cataratas.

Bais Argentina (Buenos Aires Internacional Students), es una organización no gubernamental que realiza viajes para que los estudiantes de intercambio académico conozcan los mejores lugares de Argentina y también del exterior. El pasado 26 de Noviembre está organización realizó un viaje a las Cataratas del Iguazú que incluía visitas a las Cataratas del Iguazú (Argentina y Brasil), la “Gran Aventura” y “La garganta del diablo”. El viaje tenía una duración de 4 días.

Plaza Italia fue el punto de encuentro para el viaje, allí conocí a 40 estudiantes de intercambio académico que estudian en las distintas universidades de la ciudad. Partimos a las 7:00pm para llegar al día siguiente a nuestro lugar de destino.

Ya en el lugar, nos esperaba la movilidad y un guía que nos transportaría desde el centro de visitantes hasta la base central del puerto Macuco. Descendimos y llegamos hasta un muelle donde disfrutaríamos de la “Gran aventura”. Un viaje en lanchas motorizadas que nos trasladarían hasta el área de las cascadas. Esa fue la mejor experiencia, estas tan cerca de las cascadas que no lo puedes creer. El conductor de la lancha te acerca a las cascadas cada vez que se lo pidas, así logramos estar sobre las cascadas unas 5 veces y es más que obvio que terminamos mojados.

Luego de esta aventura sin igual, pudimos recorrer desde lo alto, las cataratas y observar toda la maravilla que alberga este lugar. Una vista panorámica que tienes que observar, una vista que te hace reflexionar sobre las maravillas de la naturaleza y su perfección. Más adelante recorrimos un puente que nos trasladaría hasta la “Garganta del diablo”. ¿Qué nombre tan llamativo? A los lejos se divisaba un abismo de agua. Cuando llegamos era más que un abismo cubierto por muchos arcoíris. Debo confesar que tuve miedo. La profundidad que tiene ese lugar es impresionante. Así termino el recorrido del lado Argentino.

Day-1-1

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *